Desde el Cuartel Central de Bomberos Voluntarios de La Matanza y la Brigada Anti-explosivos, aseguraron que los propios dueños del local dieron aviso por un maletín que habían dejado en el interior del lugar.

En la noche del pasado martes, los dueños de un bar, ubicado en la esquina de la calle Coronel Allende y la avenida San Martín, en la localidad de Ramos Mejía, encontraron un maletín sospechoso en el interior del local. Inmediatamente, llamaron a los Bomberos Voluntarios y a la Policía, que se presentaron a los pocos minutos.

Tras tomar conocimiento, la Brigada Antiexplosivos se acercó y evacuó el bar. “Durante el operativo, que duró aproximadamente tres horas, se mantuvo la avenida cerrada para detonar el dispositivo. Afortunadamente, no hubo que lamentar heridos”, indicaron desde el Cuartel Central de Bomberos Voluntarios, en comunicación con El1 Digital.“Durante el operativo, que duró aproximadamente tres horas, se mantuvo la avenida cerrada para detonar el dispositivo”, explicaron bomberos voluntarios.

Por otra parte, la Brigada no dio detalles sobre las características del explosivo, pero mencionaron que se procedió de manera inmediata. Los efectivos policiales tomaron declaraciones a los testigos e iniciaron el proceso de investigación para dar con el paradero de los responsables del hecho.

Ante este escenario, la avenida fue cerrada al paso, lo que generó inconvenientes en el tránsito. Los automovilistas tuvieron que desviar su recorrido y se alarmaron ante la gran cantidad de uniformados que se hallaban en las inmediaciones del establecimiento.

Fuente: http://www.el1digital.com.ar